RESULTADOS PRELIMINARES DE CRECIMIENTO DEL DENTON (Dentex dentex) EN JAULAS FLOTANTES ALIMENTADO CON PIENSOS EXTRUSIONADOS DE DIFERENTE RELACIÓN PROTEÍNA/LÍPIDOS


Jover, M.1; Riera, F.2; Grau, A.2; Pastor, E.2; Espinós, F.J.1; Pérez, L.1

1 Laboratorio de Acuicultura.
Departamento de Ciencia Animal. Universidad Politécnica.
Camino de Vera, 14. 46022 Valencia

2 Estació d’Aqüicultura.
Conselleria d’Agricultura, Comerç i Industria. Govern Balear.
Av. Ing. Gabriel Roca, 69. 07158 Port D´Andratx. Mallorca


RESUMEN

El dentón es un espárido de rápido crecimiento, muy apreciado por los consumidores y con un buen potencial para su reproducción en cautividad. No obstante, las necesidades nutritivas son desconocidas, por lo que el objetivo de la presente prueba es estudiar el efecto de varios niveles de proteína y lípidos en el crecimiento de esta especie.

Alevines de dentón de 1.35 gr fueron instalados en tanques de fibra de vidrio y transferidos al cabo de un mes a jaulas marinas, donde fueron alimentados durante 250 días (desde Agosto hasta Abril) con cuatro piensos extrusionados que contenían cuatro combinaciones de proteína (PB) y lípidos (EE), 45/14, 45/17, 50/14 y 50/17.

La tasa de crecimiento durante la primera fase en tanques fue muy rápida (TCI=6.6 %/d), reduciéndose posteriormente como consecuencia del descenso de la temperatura del agua y el mayor tamaño de los peces (TCI=2.3 %/d durante los dos primeros meses en las jaulas, y TCI=1.7 %/d al final de la prueba). El peso final de los peces fue 98, 89, 109 y 87 gr para los piensos 45/14, 45/17, 50/14 y 50/17, respectivamente, aunque las diferencias entre ellos no fueron significativas. La mortalidad final fue de 36 % e independiente del pienso.

No aparecieron diferencias de crecimiento para el nivel proteico, pero el efecto del nivel de lípidos fue significativo, de forma que los peces alimentados con 14 % EE alcanzaron un mayor peso final (103.5 g) respecto a los que consumieron 17 % EE (87.8 g). Cuando se consideró el peso eviscerado de los peces, tanto el nivel de proteína como el de lípidos fueron significativos, de forma que 50 % PB y 14 % EE dieron canales más pesadas.


SUMMARY

First Trials of Growth of Juvenile Dentex (Dentex dentex) Fed With Four Extruded Diets Varing Protein and Lipid Levels. Preliminary Results.

Common dentex (Dentex dentex) is a fast-growing sparid, very appreciated by consumers and with a good potencial of reproduction in captivity. Nevertheless, nutrient requirements for growth are unknown, and by this the objetive of present paper was study the effect of protein and lipid level of diet on the growth of dentex.

Fingerling dentex were installed into fiber tanks during one month and when fish weight about 11 g, were trnsfered to eight cages, and fed until 250 day (from August to April) with four extruded diets, which contained four combinations of protein (CP) and lipid (EE), 45/14, 45/17, 50/14 and 50/17.

Growth in first month was very fast (TCI = 6.6 %/d). During two first months in cages the growth was hight (SGR=2,3%/day), but final growth was relatively low (SGR=1,7%/day). Final liveweight of fish were 98, 89, 109 and 87 gr for diets 45/14, 45/17, 50/14 and 50/17 respectively, although there were no differences. Total mortality was 36 % without differences among diets. The effect of dietary protein was no significant, but the effect of lipid level was significant, so dentex fed with 14% EE reached 103.5 gr respect 87.8 gr with 17% EE. Nevertheless, when dressing weight was considered 50 % CP and 14 % EE gave better results of growth.

Preliminary conclusion would be than 50% CP and 14% EE are optimal levels for growth of dentex.


PALABRAS CLAVE: dentón, Dentex dentex, crecimiento, proteína, piensos extrusionados


INTRODUCCIÓN

Durante los últimos años, la producción de doradas y lubinas en jaulas marinas se ha incrementado notablemente, lo que ha provocado una reducción del precio de venta debido a una mayor oferta. Desde algunos sectores se intenta potenciar la producción de otras especies de peces con el objeto de diversificar dicha oferta.

El dentón es un espárido con muy buenas expectativas, pues su reproducción en cautividad ya está conseguida, aunque con algunos problemas de supervivencia larvaria, porque es muy apreciado por los consumidores en algunas zonas costeras, y sobre todo por su rápido crecimiento incluso con temperaturas frías frente a dorada y lubina (Company et al. (1998).

El crecimiento de este pez en jaulas marinas ha sido estudiado previamente por Riera et al. (1993, 1995) utilizando piensos semihúmedos y piensos comerciales. No obstante, las necesidades nutritivas no son suficientemente conocidas, pues sólo Tibaldi et al. (1996) y Cardenete et al. (1997a, b, c, d) han estudiado el crecimiento del dentón con diferentes niveles de proteína, lípidos y carbohidratos, utilizando piensos granulados y manteniendo los peces en tanques interiores, y cuyos resultados no son concluyentes.

Actualmente, la mayor parte de los piensos utilizados en el engorde de las especies marinas son extrusionados, y el principal sistemas de producción es la jaula marina, por lo que el objetivo de la presente prueba fue estudiar el crecimiento del dentón en jaulas flotantes, utilizando piensos extrusionados con varios niveles de proteína y lípidos.


MATERIAL Y MÉTODOS

El diseño y preparación de los piensos experimentales se llevó a cabo en el Laboratorio de Acuicultura de la Universidad Politécnica de Valencia, donde fueron fabricados mediante cocción-extrusión utilizando un extruder semi-industrial bi-tornillo CLEXTRAL BC-45. Los cuatro piensos fueron diseñados con dos niveles de proteína (45 y 50 % PB) y dos niveles de lípidos (14 y 17 % EE) y formulados utilizando mayoritariamente materias primas de uso común en la industria de la fabricación de piensos (Tabla 1).

Tabla 1: Piensos experimentales: Ingredientes y Composición Nutritiva
PIENSOS
Ingredientes (gr/kg)
45/17/29
45/14/32
50/17/23
50/14/26
Harina de pescado
400
400
475
477
Harina de sangre
50
50
50
50
Levadura de cerveza
50
50
50
50
Soja integral
200
200
200
200
Trigo grano
150
150
120
96
Almidón gelatinizado
50
80
8
60
Aceite de pescado
90
60
87
57
Mezcla Vitamínico-Mineral
10
10
10
10
Composición (% M.S.)        
Proteína (P.B.)
45.14
45.14
50.19
50.03
Lípidos (E.E.)
16.92
13.92
17.05
14.00
Carbohidratos (MELN)
28.82
31.82
22.89
26.17
Energía Digestible (MJ/Kg)
18.73
18.10
18.63
18.00
Cenizas
6.97
6.96
7.85
7.84
Fibra bruta
2.09
2.09
2.09
2.04

Las pruebas de crecimiento fueron realizadas en la Estació d´Aquicultura del Govern Balear en Port d´Andrax. Se utilizaron 12 tanques de fibra de vidrio de 400 litros de capacidad y 8 jaulas flotantes de 2.5x2.5x2 m.

El experimento comenzó con 360 alevines de 1.35 gr de peso medio (27 Julio de 1996), y después de un mes de crecimiento en los tanques, los peces, con un peso medio de 11.2 g, se transfirieron a las jaulas a razón de 30 peces, donde permanecieron hasta el día 250 (1 Abril 1997). Cada uno de los piensos experimentales se probó en dos jaulas, la alimentación se llevó a cabo con comederos de cinta, los cuales eran llenados a primera hora de la mañana y proporcionaban pienso a lo largo de todo el día.

La temperatura media del agua osciló desde 26.5 ºC en Agosto hasta 14.0 ºC en Febrero, y los niveles de oxígeno disuelto se mantuvieron siempre alrededor de 7,4 mg/l.

Mensualmente se realizó un control, en los que se contaron los peces y pesaron conjuntamente. Al final del ensayo se tomaron 10 peces de cada jaula para levar a cabo la medida de los parámetros corporales (peso entero, peso eviscerado, longitud estándar, altura máxima, anchura máxima, peso del hígado y peso de la grasa visceral). El análisis estadístico de los resultados se realizó mediante ANOVA de dos vías utilizando el Test de Scheffe para la comparación de medias utilizando el programa Statgraphics.


RESULTADOS

El peso medio de los peces aumentó de forma continua durante toda la prueba (Figura 1), aunque el crecimiento fue mayor durante los primeros meses, coincidiendo con mayores temperaturas y con peces más jóvenes.

En la Tabla 2 se muestran los parámetros de crecimiento y la supervivencia al final de la prueba. No aparecieron diferencias significativas para el peso medio final, comprendidos en el intervalo de 86 y 108 g, pero el TCI fue significativo para el nivel de lípidos, de forma que los peces alimentados con un 14 % EE crecieron más (TCI = 1.73 %/d) que los que tomaron un 17 % EE (TCI = 1.67 %/d). La supervivencia, con una media de 64 %, no fue diferente para los distintos piensos.

No se han considerado los valores de consumo de pienso, pues debido al sistema de alimentación, la cantidad repartida fue bastante superior a la realmente consumida, con ello se garantizó que los peces comiesen todo lo que quisieran maximizando el crecimiento, aunque parte del pienso se perdió. Por ello no aparecen los datos de índice de conversión, eficacia proteica, etc.

Figura 1: Evolución del Peso Medio (gr) del Dentón alimentado con piensos extrusionados de diferentes niveles de proteína y lípidos

Tabla 2: Parámetros de crecimiento del Dentón con piensos extrusionados de diferente nivel proteico y lipídico
 
PIENSOS
NIVEL PROTEÍNA
NIVEL LÍPIDOS
45/14
45/17
50/14
50/17
N.S.
45
50
N.S.
14
17
N.S.
Peso final (gr)
98.2
88.8
108.8
86.8
n.s.
93.5
97.8
n.s.
103.5
87.8
n.s.
T.C.I. (%/d)
1.71
1.67
1.75
1.66
n.s.
1.69
1.71
n.s.
1.73
a
1.67
b
*
Superv. (%)
48.5
68.5
75.0
63.5
n.s.
58.5
69.2
n.s.
61.7
66.0
n.s.

En la Tabla 3 aparecen los parámetros biométricos al final del ensayo, pudiéndose observar que el nivel de lípidos tuvo un efecto significativo para la mayoría de todos ellos, así, el nivel lipídico 14 % EE dio lugar a peces de mayor tamaño (peso entero y peso eviscerado, longitud, altura y anchura corporal) y con un menor hígado y grasa visceral. El nivel de proteína únicamente fue significativo para la altura corporal, de forma que los peces alimentados con 50 % PB tuvieron una mayor altura, y para el peso eviscerado, que fue mayor para los peces que tomaron piensos con 50 % PB.

Tabla 3: Parámetros biométricos del Dentón con piensos extrusionados de diferente nivel proteico y lipídico
 
PIENSOS
NIVEL PROTEÍNA
NIVEL LÍPIDOS
45/14
45/17
50/14
50/17
N.S.
45
50
N.S.
14
17
N.S.
Peso
(gr)
92.7
84.0
105.6
88.6
n.s.
88.3
97.1
n.s.
99.1
a
86.3
b
*
Longitud (cm)
14.9
14.4
15.7
14.8
n.s.
14.7
15.3
n.s.
15.3

a
14.6
b
*
Altura max. (cm)
5.63
5.37
6.00
5.70
n.s.
5.50
a
5.85
b
*
5.82
a
5.53
b
*
Anchura max. (cm)
2.24
2.09
2.36
2.19
n.s.
2.17
2.28
n.s.
2.30
2.14
*
Peso hígado (gr)
1.76
1.48
1.92
1.55
n.s.
1.62
1.73
n.s.
1.84
a
1.51
b
*
Peso grasa visceral (gr)
1.94
1.35
2.04
1.98
n.s.
1.65
2.01
n.s.
1.99
1.67
n.s.
Peso Eviscerado (gr)
80.6
70.2
93.7
77.7
n.s.
75.4
a
85.7
b
*
87.1
a
73.9
b
*


DISCUSIÓN

El crecimiento de los peces obtenidos en la presente prueba fue similar al citado por Riera y col. (1993, 1995) con alimento natural, pienso semihúmedo y piensos secos, cuando se consideran los periodos de pesos medios equivalentes, pues tales autores partieron de peces mayores que aprovecharon mejor las temperaturas estivales, alcanzándose pesos de 270 gramos a principios de enero. No obstante, los valores de TCI fueron mejores que los citados por Tibaldi et al. (1996) y ligeramente inferiores a los obtenidos por Cardenete et al. (1997a,b,c,d) cuando se consideran similares periodos de crecimiento y tamaño de los peces.

En cuanto al efecto de los niveles de proteína y lípidos, en estudios preliminares con piensos comerciales, cuyos contenidos en proteína/lípidos fueron de 51/20, 58/23, 58/25 y 51/16, Cardenete et al. (1997a), no obtuvieron diferencias significativas en el crecimiento de dentones de 100 gr durante 13 semanas, lo que pone de manifiesto que niveles proteicos en torno al 50 % PB serían adecuados para el dentón.

Por otra parte, los resultados de la presente prueba estarían parcialmente en contra de los obtenidos por Tibaldi et al. (1996), quienes citan un óptimo crecimiento para peces de 20 gr con piensos que contenían 55/17, 50/17, 45/17 y 55/12, mientras que menores niveles de lípidos y proteína, 50/12 y 45/12 dieron peores crecimientos. Respecto al nivel proteico, los resultados coincidirían, pues no se obtuvieron diferencias para los niveles de 45 y 50 % PB, aunque el óptimo podría ser 50 % PB, sobre todo teniendo en cuenta el peso eviscerado; y en relación al nivel lipídico, el mejor crecimiento, conseguido con el 14 % EE estaría en desacuerdo con el óptimo citado por estos autores de 17 % EE para similares niveles proteicos. Así, las necesidades de lípidos del dentón no parecen ser elevadas, pues Cardenete y col. (1997b) obtuvieron un buen crecimiento de alevines de 10 gr con niveles de 7 % EE en comparación con 10, 12 y 13.5 % EE, en piensos con unos contenidos proteicos de 52-54 % PB.

Cardenete et al. (1997c) estudiaron el efecto de la proteína/energía en piensos con diferente relación proteína/lípidos (51/17, 52/13, 58/11, 61/20, 54/19 y 57/16) y tampoco encontraron diferencias en el crecimiento del dentón de 10 gr durante 6 semanas, al igual que en el presente experimento cuando se consideró el efecto del pienso, por lo que hubiese sido conveniente alargar más el periodo experimental o analizar el efecto de los niveles de nutrientes. Asimismo, Cardenete et al. (1997d) estudiaron diferentes relaciones proteína/lípidos (58/17, 54/17, 57/22 y 54/22) con peces de 31 gr y no obtuvieron diferencias en los crecimientos al cabo de 12 semanas, aunque en este caso los niveles tanto de proteína como de lípidos fueran algo elevados.

Por otra parte, Company et al. (1998) citaron similares crecimientos de dentones de 8 g, con dos piensos cuyos niveles de proteína/lípidos era 55/9 y 46/17 tras 7 semanas; estos autores demostraron las diferencias de crecimiento del dentón respecto a la dorada y lubina, con valores de TCI de 3.2, 1.8 y 2.2 %/d respectivamente.


CONCLUSIONES

Con los resultados obtenidos hasta el momento, podría concluirse que niveles de proteína de 45-50 % y lípidos del orden de 14 % pueden considerarse óptimos para el crecimiento del dentón. No obstante, sería conveniente realizar nuevas pruebas de mayor duración y en condiciones reales de producción, con piensos extrusionados y en jaulas flotantes para que los resultados puedan ser transferidos al sector.


BIBLIOGRAFÍA



Artículo publicado en la Revista AquaTIC nº 7, junio 1999